Un anciano misterioso ayuda a encontrar un viejo bombardero alemán en el mar Negro

Los investigadores dan crédito a las leyendas locales y logran dar con el aparato a más de 40 metros de profundidad.

Un avión de la Segunda Guerra Mundial ha aparecido en la costa occidental de la península de Crimea (Rusia) gracias a las historias de los lugareños de la aldea Olenevka, informa la agencia RIA Novosti.

Los más ancianos contaban que durante el conflicto vieron cómo amerizó un avión de la Alemania nazi. A su vez, algunos residentes recordaban que en los años 90 un anciano alemán llegó a Sebastopol en un crucero y tomó un taxi para llegar hasta el cabo Tarjankut, donde se quedó mirando al mar de manera pensativa.

Al conocer ambas anécdotas, trabajadores del Centro Marítimo decidieron explorar el posible vínculo entre esas historias y stablecieron un área orientativa para buscar ese bombardero, que encontraron “exactamente en el lugar al que miraba” el germano, ha explicado el director del Centro de Investigación Submarina del Mar Negro, Víktor Vajoneyev.

A pesar de estar a más de 40 metros de profundidad, el aparato se ha conservado en muy buen estado. Según las palabras de ese especialista, se observan perfectamente los detalles del interior de la cabina y podría tratarse de un Heinkel.

Los emplicados estiman que el observador era el piloto del avión sumergido, que no sacarán a la superficie por el lugar en que está ubicado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *